Sin internacionales presentes Salón de la Fama tiene nuevos inmortales

Pep Guardiola, Enzo Francescoli y Hristo Stopichkov, entre otros, no estuvieron en la ceremonia de inducción del Salón de la Fama del futbol 2017.

Una noche con más ausentes que en otras ceremonias enmarcó la inducción al Salón de la Fama del futbol, ya que no estuvieron presentes Pep Guardiola, Enzo Francescoli, Hristo Stoichkov, Francisco Gento y la exfutbolista Birgit Prinz, además del fallecido Carlos Miloc.

Cuando se abrió el telón aparecieron integrantes del Comité de Honor, los investidos, los invitados especiales y para sorpresa de los asistentes, el defensa Rafael Márquez, que fue apapachado con una ovación.

Con Márquez también estaban Matías Almeyda, Hugo Sánchez, Emilio Butragueño y hasta el exfutbolista Fernando Couto para la gala de la séptima ceremonia de investidura.

Los que sí estuvieron fueron Ramón Ramírez, Alberto García Aspe, Guillermo Sepúlveda, Ignacio Calderón y el argentino campeón del mundo en 1986, Jorge Valdano.

Márquez presentó a Stoichkov porque, como lo dijo el propio zaguero, también jugó y triunfó en el Barcelona.

Guardiola, en su video de agradecimiento, mandó un mensaje a los damnificados del terremoto del 19 de septiembre: “Tengo grandes recuerdos de vivir en Culiacán. Se come bien y me siento honrado de poder estar entre vosotros. Para todos los damnificados del terremoto de hace un mes ojalá que todo vaya en buen camino”.

El momento de las risas y aplausos fue para Guillermo “Tigre” Sepúlveda, que tras ser presentado por Matías Almeyda cantó unos versos con dedicatoria para el América.

Hugo Sánchez dio las palabras para Valdano y lo calificó como un triunfador en todas sus facetas, además de alabarlo por haber jugado en “el mejor equipo de todos los tiempos”.

“Uno se siente indefenso cuando lo elogian. Aunque sea argentino, uno se siente indefenso”, dijo Valdano tras recibir el saco de la investidura. “Pachuca me da la oportunidad de entrar al Salón de la Fama con otros grandes del futbol”.

Sayonara Miloc fue la encargada de recibir el trofeo de su papá de manos de Decio de María, presidente de la Femexfut, y su discurso fue el más largo de la noche con una dosis de emotividad al recordar anécdotas del extécnico.

El DT de los Tuzos, Diego Alonso, entregó el premio para Enzo Francescoli, quien mediante un video justificó su ausencia diciendo que como mánager no era el momento de dejar a River Plate, que no pasa por su mejor momento en la Liga Argentina.

Butragueño recibió el premio en nombre de Gento, que debido a una condición cardiaca no podía viajar en avión: “Es el único jugador que ha ganado seis Copas de Europa, es un orgullo para el Real Madrid”.

El arquero Óscar Pérez presentó a Ignacio Calderón, mientras Miguel Mejía Barón alabó las virtudes de Alberto García Aspe, quien soltó la única lágrima de entre los investidos; previamente, Salvador Necoechea, expresidente de Santos, presentó a Ramón Ramírez por ser él quien descubrió al exjugador.

Otro de los momentos de la noche donde los asistentes se pusieron de pie fue para recibir al cantante José José, que recordó su afición por las Chivas. Y momentos después su hijo José Joel interpretó El Triste. Pero el acto final corrió a cargo de Aida Cuevas y posteriormente llegó la foto oficial del evento.

También podría gustarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *